fbpx
  619081707          info@fatimaangulo.com

Andrea

Andrea vino a verme buscando un vestido que encajara con su estilo, perfecto en el más estricto sentido de la palabra: que reflejase su espíritu a cada puntada y que le sentara como un guante. Al final del proceso el resultado fue un vestido con un precioso aire vintage, elegante, cómodo y súper bonito como podéis ver en las fotos que os dejo.

Confeccionamos para ella un vestido de encaje montado sobre satén de novia. El cuerpo ajustado, con base palabra de honor de corte corazón, espalda abierta y medias mangas, combinando partes transparentes y partes forradas. La falda la diseñamos tipo evasé con una pequeña cola. En la cintura añadimos un detalle de color rosa nude en contraste con el tono beige clarito del vestido. Y para remate unos botones de perla tallada que le quedaron perfectos a un tejido tan maravilloso como el encaje que ella eligió.

El encaje del vestido de Andrea, os puedo decir que es uno de mis tejidos favoritos. Un encaje rebrodé con un dibujo floral acabado en ondas tipo blonda. ¿Por qué me gusta tanto? Por la riqueza que emana del tejido, porque tiene cuerpo, pesa, y da muchísimo juego a la hora de trabajarlo. Te permite hacer vestidos regios, usar ondas en la espalda y que no se caigan, en el cuello, en las mangas… Además puedes jugar con la transparencia pero con la gracia de que no es el típico encaje efecto tatuaje. Estos tejidos llevan muchísimas pasadas de hilo, se ve perfectamente la trama del bordado y el efecto rebrodé le da un relieve que para mi punto de vista es súper especial.

En el taller cuando venís a verme os enseño diferentes materiales para que podáis elegir lo que más encaja con la idea de vestido que tenéis, pero eso requiere que previamente yo haya buscado dichos tejidos para tener muestra de cada uno de ellos. Pues bien, digamos que con este encaje fue al revés, él me encontró a mí. Tanto me enamoró, que en vez de comprar cantidad tamaño muestra decidí comprar el corte completo para tener stock suficiente, sabía que en algún momento, de él podía nacer un maravilloso vestido de novia, tal y como lo es el vestido de novia de Andrea, para mí, un vestido joya.

Al trabajar el diseño siempre tenemos en cuenta la idea inicial con las que os habéis imaginado. Andrea tenía en su mente la idea de un vestido sencillo, romántico y dulce como es ella, y a partir de ahí fuimos imaginando distintos cortes, espaldas, etc. Con un boceto más o menos elaborado empecé a enseñarle muestras y lo que sintió al ver este encaje y plantearlo sobre ella frente al espejo fue lo que toda novia debería sentir, ese sería su vestido soñado.

El resultado una preciosa novia que irradiaba romanticismo en cada detalle.

¡Mil gracias Andrea por confiar en mí para hacer tu precioso vestido!

Compartir:
Scroll to top
Abrir chat
1
Hola, ¿En qué podemos ayudarte?
Powered by